DIARIO DE VIAJE

Viajeros, si hay algo que tiene viajar a menudo es que en cada viaje aprendemos algo nuevo.

Y la verdad es que en este viaje a Indonesia hicimos todo mucho mejor que en todos nuestros viajes anteriores: No grabar si no nos apetecía, intentar agobiarnos menos, y recordar que Menos es mas.

Así que cuando estábamos planeando qué ver en Lombok, nos dimos cuenta de que íbamos a ir tres días, a gastar casi el mismo tiempo en desplazarnos (la isla es grande) y además, para ver otra vez cascadas que es lo que habíamos visto durante todo el viaje.

¡Nos apetecía playa! ¡relax! Así que estando en el puerto de Sanur (desde el que íbamos a salir dirección Lombok) decidimos dejar la isla para otro viaje e irnos directamente a Gili Trawangan.

Pero no iba a ser tan sencillo. Nos pusimos a preguntar y al parecer, desde allí salen más botes a Nusa Lempogan y a Lombok, que a las Gili. Además, nos encontramos (una vez mas) con que ese día tenían una festividad importante, no sabemos cual, pero ese día no trabaja mucha gente por la zona.

Encontramos a un hombre que nos conseguía un bote a Gili por 44€ por persona. Nos pareció mucho dinero y estábamos indecisos. Decidimos dar una vuelta.

En una tienda, la persona que nos atendió nos dijo que desde Padang Bai salían botes por 200.000 Rupias, unos 13€ por persona. Nos explico que podíamos coger un autobús desde ahí mismo por 75.000 Rupias cada uno (5€) a las 11:30H. Según nos dice, el bus tarda hora y media y el ferry sale a las 13H. Así que en teoría, nos daba tiempo a llegar, pero muy justos de tiempo. Aún así, compramos los billetes.

Efectivamente, el bus tarda hora y media. Pero cuando llegamos casi nos toca correr. En vez de cobrarnos 13€, nos cobraron 20€ por persona. Pero el ferry estaba a punto de irse y no queríamos quedarnos en tierra, así que pagamos sin rechistar. Y menos mal, porque antes de poder sentarnos el bote ya estaba en marcha. Aún así nos ahorramos 34€ entre los dos.

Tardamos unas dos horas en llegar a la isla y el viaje fue algo movido. Si te sueles marear, toma biodramina.

Al llegar nos pusimos a buscar habitación y nos dimos cuenta de que en la isla el alojamiento era mas caro, pero si sabes buscar (y no eres muy especialito/a) siempre hay algo barato. Nosotros encontramos una habitación pequeña, con poca luz y con agua fría por unos 9€ la noche. Pero estaba limpia, tenía ventilador e incluía el desayuno. Eso sí, la noche de Nochevieja tuvimos que pagar casi el doble.

Sinceramente, cuando viajas unos días quizá te fijas mas en el alojamiento. Pero cuando viajas tanto tiempo y, sobre todo, cuando sabes que te vas a pasar el día haciendo cosas no te importa tanto donde vas a dormir, ya que… ¡solo vas a ir a dormir!.


Pasamos unos 10 días en Gili, disfrutando de la vida isleña y vagueando mucho.

Fruta, fruit, gili trawangan, bali, indonesia

Un día alquilamos una bici para recorrer la isla.

Bici bicicleta bike gili trawangan bali indonesia

También hicimos snorkel y ¡vimos tortugas!.

gili trawangan bali indonesia

Vimos atardeceres preciosos tumbados en la playa.

atardecer sunset gili trawangan bali indonesia
atardecer, sunset, gili trawangan bali indonesia

Disfrutamos del cine al aire libre.

cine al aire libre gili trawangan bali indonesia

También comimos muy bien.

Cena marisco gili trawangan bali indonesia

Conocimos gente.

sama sama reggae bar gili trawangan bali indonesia

Disfrutamos mucho de la música Reggae en el Sama-Sama Reggae bar.

samasama reggae bar gili trawangan bali indonesia

Celebramos Nochevieja. Y la verdad es que lo pasamos bien. Fuegos, fiesta, luces, música…

fin de año, new year, nochevieja gili trawangan bali indonesia

Y ¡También mi cumpleaños! Es la primera vez que celebro mi cumpleaños estando de viaje y lo celebramos con día de piscina, mojitos y una buena cena.

mojito, piscina, siroko, bikini, gili trawangan bali indonesia

Lo cierto es que esos días en la isla nos sentaron muy bien y nos ayudaron a coger fuerzas para nuestros siguientes proyectos.

¡Toca vuelta a casa!