DIARIO DE VIAJE

Después de visitar el templo Ulun Danu Bratan, volvemos a coger la moto y nos ponemos en marcha rumbo Sekumpul.

Nada más salir del templo empieza a chispear y a los pocos minutos… ¡Un tormentón!, pero que nos quedamos calados de arriba a abajo en segundos.

En este época es normal que caiga algún chaparrón, y más cuando subes a esta altura, por eso llevamos nuestros chubasqueros siempre en la mochila.

El problema es que cuando empieza a diluviar de esa manera, te empapas de todas formas, así que paramos en una pequeña tiendecita a esperar.

Compramos unas bolsas de patatas que valían baratísimas y al rato decidimos ponernos en marcha de nuevo. No había escampado del todo, pero al menos no llovía como antes.

La carretera se vuelve más y más bonita, y la vegetación nos envuelve cada vez más con sus tonos verdes y amarillos.

De hecho, no podemos evitar parar para grabar algunas tomas con el drone.

Quedan pocos kilómetros. La carretera se vuelve camino… y el camino, poco a poco, se va haciendo cada vez más, y más estrecho. Llega un momento que el camino tiene un grosor poco más grande que la rueda de la moto.

Menos mal que ese tramo no dura mucho y, por fin, llegamos al parking.

Hay que bajar un poco hasta llegar a la taquilla. La entrada nos cuenta menos de 3€.

El camino se hace algo pesado ya que está lleno de mosquitos tigre, y nos estaban picando un montón. Sobre todo a Samuel.

Por fin llegamos a las cascadas. Hay dos grupos de cascadas separadas: Fiji y Grombong.

Si no me equivoco, primero vimos el conjunto de cascadas FIJI.

Conjunto de cascadas Fiji, Sekumpul.
Conjunto de cascadas Fiji, Sekumpul.

Se veían perfectamente tres grandes cascadas que tenían muchísima fuerza. Al intentar acercarte el aire te golpeaba el pelo, el ruido era fuerte y el agua te empapaba sin necesidad de meterte. Te puede bañar, pero el espacio para hacerlo es pequeño y muy cercano a la cascada.


Conjunto de cascadas Fiji, Sekumpul.

Nos sorprendió que no vimos mucha gente. De hecho al llegar, no había absolutamente nadie. Luego fue llegando alguna que otra pareja.

Nos fuimos a ver el siguiente conjunto de cascadas, GROMBONG, que está a pocos metros de las otras.

En estas había mucha más gente, pero el paisaje era igualmente impresionante. Había una roca enorme donde te podías subir.

Conjunto de cascadas Grombong, Sekumpul.

Como había mucha gente (al menos dos o tres grupos grande de chinos) bañándose en las cascadas, decidimos no bañarnos. Además, estábamos un poco destemplados.

En Indonesia, la vuelta al parking siempre es agotadora. En esta ocasión nos tocó subir unas 400 escaleras hasta llegar a la moto. Yo + subir escaleras = mala hostia.

Toca vuelta a casa, casi 70km. Estamos cansados y mojados, así que la vuelta se hace muy pesada. Me encanta ir en moto, pero cuando se hace tan pesado… de hecho estuve a punto de coger un Grab a 20km de Ubud, pero finalmente llegamos los dos.

Aprovechamos para parar a cenar antes de ir al hotel y nos fuimos a descansar.


DESCUENTOS POR SER LECTOR TWT

IATI

Viajar con un buen seguro de viajes e s muy importante.

Tienes un 5% de descuento con tu seguro Iati siempre que contrates desde este link.

BNEXT

Te regalamos 10€ si activas tu tarjeta Bnext antes del 21 de Abril, y 5€ si está fuera del plazo de promoción.

Pincha aquí y te contamos cómo conseguirlos.